Plan de Manejo de los Manglares


LÍNEAS DE ACCÍON

PMM

Planes de Manejo
de Manglares

SISTEMA DE INCENTIVOS

SISTEMA DE SEGIMIENTO
Y MONITOREO

Corporación Autónoma Regional para el Desarrollo Sostenible del Chocó CODECHOCÓ
Sede Principal: Carrera 1ª No 22 – 96 Teléfono (057 4) 6709056 - Fax: (057 4) 6711343 - Quibdó - Chocó
Horario de atención al Público: Lunes a Viernes de 08:00 a.m - 12:00 m y de 2:00 p.m.- 6:00 p.m
Línea de Atención al Ciudadano: (057 4) 6711510
Línea Gratuita: 018000963626
Contáctenos: contacto@codechoco.gov.co

Plan de Manejo de los Manglares


PLAN DE MANEJO

PMM

Planes de Manejo
de Manglares

SISTEMA DE INCENTIVOS

SISTEMA DE SEGIMIENTO
Y MONITOREO

Corporación Autónoma Regional para el Desarrollo Sostenible del Chocó CODECHOCÓ
Sede Principal: Carrera 1ª No 22 – 96 Teléfono (057 4) 6709056 - Fax: (057 4) 6711343 - Quibdó - Chocó
Horario de atención al Público: Lunes a Viernes de 08:00 a.m - 12:00 m y de 2:00 p.m.- 6:00 p.m
Línea de Atención al Ciudadano: (057 4) 6711510
Línea Gratuita: 018000963626
Contáctenos: contacto@codechoco.gov.co

 

Plan de Manejo de los Manglares


SISTEMA DE INCENTIVOS



El cabal cumplimiento de los acuerdos y lineamientos de manejo definidos en el ordenamiento de los manglares está en función del nivel de responsabilidad de cada individuo de la comunidad y de los “beneficios” que éste pueda derivar por su compromiso en la conservación.

Es así como se ha trabajado en la conformación y consolidación de un sistema de incentivos, que se fundamenta en: i) el reconocimiento por el esfuerzo individual, ii) la implementación de acciones y/o tecnologías que facilitan la labor diaria y mejoran las condiciones de vida de la comunidad, y iii) el apoyo a la implementación de alternativas productivas sostenibles que puedan aportar a la seguridad alimentaria y los ingresos familiares, acciones que deben propiciar un saldo positivo en la conservación del ecosistema de manglar.

En la actualidad y para el Consejo Comunitario de Nuquí se ha venido trabajando en: i) la investigación, validación y construcción de fogones eficientes que disminuyen la demanda de madera de mangle para la cocción de alimentos y reducen el nivel de exposición en los hogares a sustancias contaminantes, ii) la recuperación de áreas deterioradas de manglar con la participación de corteros de leña, que propicia además, la generación de ingresos complementarios en los hogares sus hogares, y iii) la consolidación de un circuito de turismo de naturaleza como alternativa productiva para las comunidades con ecosistemas de manglar.





 

Plan de Manejo de los Manglares


SISTEMA DE SEGUIMIENTO Y MONITOREO



El propósito del componente de monitoreo es identificar los avances en el ordenamiento de los manglares, para introducir ajustes pertinentes a partir de estos, que propicien un mayor nivel de cumplimiento de lo acordado en el proceso de construcción colectiva.

En el Consejo Comunitario de Nuquí durante el periodo comprendido entre 2013 y 2014 y con la participación de monitores de cinco Consejos Comunitarios Locales, se recopiló información en relación a la extracción de recursos del manglar y al cumplimiento de los acuerdos para su manejo. Pudiéndose identificar, entre otras cosas, que en tal lapso de tiempo el 75% de las visitas para la extracción de recursos (leña y piangua) se realizó a las zonas de uso sostenible, y que el 80% de las pianguas extraídas cumplieron la talla acordada. Datos que permiten referir un alto nivel de cumplimiento en la zonificación y los lineamientos de manejo, además de la apropiación delproceso de ordenamiento de los manglares por parte de la comunidad.



 

Plan de Manejo de los Manglares


SISTEMA DE CONTROL Y VIGILANCIA



El componente de control y vigilancia tiene el objetivo de generar mecanismos sociales de seguimiento, que permitan aumentar las probabilidades de cumplimiento de las reglas establecidas. En los Planes de Manejo de los Manglares, como en los procesos de ordenamiento dentro de la UAC, el control y la vigilancia deben ser mecanismos acordes con las dinámicas sociales y culturales de las poblaciones, para que sean efectivos y no vayan en detrimento del tejido social.

Generalmente los procesos de control y vigilancia están asociados con incentivos negativos, bajo la creencia que la sanción y la multa es lo efectivo en cualquier contexto. Sin embargo, por ser este un proceso complejo, donde la capacidad de vigilancia es limitada, las sanciones son efectivas en la medida de que sean posibles de asumir ya que las relaciones de la comunidad son cercanas y familiares. Asumiendo estos retos, ha sido necesario generar mecanismos adecuados para realizar control social en torno al cumplimiento de los lineamientos de manejo. Esto, identificando que existen diferentes niveles de control, donde se involucran y convergen diversas instancias e instituciones.

Por ejemplo, en los Planes de Manejo de los Manglares del Golfo de Tribugá, los Delegados del Manglar diseñaron un sistema de veeduría comunitario en el que los incentivos positivos son el pilar. La vigilancia recae sobre las personas que cumplen los acuerdos, para luego reconocer este esfuerzo de manera simbólica y/o económica. Las personas que definitivamente no acogen las reglas y no están en proceso de cambio, son presentadas a la autoridad ambiental.